Conexión Berlin

Escape: The Curse of the Temple

En Escape: the Curse of the Temple somos aguerridos exploradores de templos malditos que buscan arcas perdidas en la que esperamos no sea nuestra última cruzada. Estamos en ese momento en el cual, al llegar al centro del templo, de repente las paredes empezaron a moverse y tendremos que salir de allí velozmente antes de que se nos venga todo encima.

Por si fuera poco, a causa de un súbito ataque de amnesia no seremos capaces de recordar cómo llegamos allí, así que tendremos que explorar todo el templo nuevamente. En el camino nos encontraremos altares y piezas de maquinaria antigua que tendremos que activar para que, al encontrar la salida, podamos abrir las puertas antes de que se cierren definitivamente y nos quedemos allí encerrados el resto de nuestras vidas. Y todo esto deberemos hacerlo en diez minutos. Si diez minutos exactos después de haber empezado no hemos llegado a la salida, perdemos todos!

Para medir el tiempo contamos con un reloj de arena, un CD con una banda sonora que marca inicio, final y puntos intermedios o, incluso, la posibilidad de descargarte esa banda sonora en .mp3 de la página oficial de Queen Games y jugar usado el móvil o el iPod como temporizador.

¿Y cómo se consigue eso? Tirando dados como si no hubiera un mañana. Cada jugador tiene cinco dados que puede tirar, guardar y repetir tantas veces como quiera, usando distintos resultados para distintos casos: por ejemplo, poner boca arriba una nueva loseta de habitación cuesta dos resultados de explorador, para activar los distintos mecanismos que encuentres necesitas un número determinado de antorchas o llaves, y así sucesivamente. Las únicas restricciones determinan que si utilizas un resultado para cualquier cosa, tienes que volver a tirar esos dados y que un resultado de máscara negra no se puede volver a tirar hasta que no salga un resultado de máscara amarilla. Los resultados, además, se pueden compartir (estamos ante un juego cooperativo “puro”, sin traidores...), con lo que estarán continuamente gritándoles a sus compañeros “¡Veni aquí, que necesito antorchas!” “¡Que alguien se acerque a pasarme máscaras!” “¡No explores más por ese lado, que no llegamos!”...





Whatsapp +54 11 65 19 92 87

Envianos un mensaje. Podes reservar por este medio.

Facebook

Envianos un mensaje. Podes reservar por este medio.

Email

Envianos un mensaje.

Conexión Berlin.

Córdoba 2786.

Olivos. Buenos Aires. 1636.